Fibromialgia: La mente dividida 2

Continuación »

Una epidemia de trastornos psicosomáticos asola el mundo occidental.
Estos trastornos no son -psicosomáticos- en el sentido de
-imaginarios- o -inventados-

Son psicosomáticos en el sentido de que su origen hay que buscarlo en:
-LA MENTE-

2. El tratamiento de Hueftle

-Hueftle- es un terapeuta especializado en la -teoría del SMT (Síndrome de Miositis Tensional), y en el tratamiento de la fibromialgia- Su tratamiento es una evolución del tratamiento original del -Dr. -Sarno- (ver: Fibromialgia: La mente dividida, parte 1), parte del cual se conserva igual, y parte del cual ha sido ampliado y modificado por -Hueftle-.

-Hueftle-incorporó al tratamiento la idea de que no son solo las emociones inconscientes las que motivan la aparición del dolor; sino también la “tensión interna” que una persona genera a partir del tipo de pensamientos y emociones que la persona tiene en su día a día-. -Las personas con las características de personalidad propensas a generar fibromialgia descritas con anterioridad, están constantemente generando tensión interna, emociones negativas y represión emocional, especialmente si las personas se encuentran en situaciones de gran ansiedad o difíciles de manejar-.

Te recuerdo de nuevo cuales son algunas de estas características:
1.- Necesidad de agradar a los demás.

2.- Perfeccionismo, meticulosidad y una elevada responsabilidad.
3.- Intentar ser mejor que los demás y ser exigente consigo mismo.

4.- Tendencia a reprimir y a esconder las emociones y sentimientos:
      No exteriorizar el enfado, la rabia, la tristeza o el llanto.

5.- Tendencia a evitar la confrontación con los demás o a evitar decir    cualquier cosa que interprete que puede molestar u ofender a los demás.

6.- Carácter obsesivo:
tendencia a percibir amenazas o posibles peligros sobre eventos futuros.

7.- Ser una persona sensible, sentida y analítica.
8.- Ser sensible a la crítica de los demás.

9.- Intentar controlar todos los factores que rodean su vida,
y que por la naturaleza de los mismos son incontrolables.
10.- Preocuparse por lo que hacen o dicen los demás.

11.- Intentar ayudar siempre a los demás y preocuparse por sus problemas o situaciones, asumiendo frecuentemente responsabilidades que no son de uno mismo.

Su objetivo es conseguir que se liberen emociones reprimidas

3. Pensar psicológicamente
Es la traducción literal de su término en inglés “think psychologically”.

-Hueftle- propuso que esta tensión interna mantiene el proceso doloroso, y aunque se descubran las emociones reprimidas que en un principio pudieran causar la aparición inicial del dolor, éste se va a mantener si el individuo sigue generando una elevada intensidad de pensamientos y emociones negativas. Esto a su vez, explica el importante porcentaje de pacientes que no se curan con el tratamiento del Dr. Sarno ni tampoco con psicoanálisis.

Por tanto, su tratamiento consiste en -aprender a cambiar todos los patrones de pensamiento y todas las características de personalidad que generan tensión interior que están en la lista de arriba-. Además de eso, -Hueftle- recomienda retomar a muchas de las actividades que el paciente dejó de hacer a causa del dolor. -Salir de casa, intentar hacer una vida lo más normal posible y recuperar la vida social, resulta imprescindible; y es algo que ya había mencionado -Sarno- en su tratamiento.

El paciente debe hacer una vida activa, enfrentarse a situaciones nuevas, y retomar actividades que supongan un disfrute y un placer (cosa que recomienda también -Sarno-).

El tratamiento de -Hueftle- -supone que uno, en su día a día, debe dejar de reprimir emociones, de preocuparse por lo que los demás piensen de él, dejar de ser perfeccionista y tan exigente consigo mismo, no preocuparse por situaciones futuras o pasadas sino simplemente tener la atención en lo que está viviendo en cada instante, en el momento presente ya que es lo único que realmente existe. Debe exteriorizar sus emociones, y si tiene emociones negativas, desviar su atención a las sensaciones físicas que siente en su cuerpo y no tener la atención en el torrente de pensamientos que pasan por su mente-.

Dejar de generar pensamientos y emociones negativas y dejar de reprimir las emociones, puede parecer fácil y la verdad es que no lo es.

Muchas personas que consideran por primera vez en su vida la posibilidad de cambiar, se dan cuenta de lo difícil que resulta, y empiezan a leer libros de psicología, autoayuda, budismo, zen, taoísmo, espiritualidad y nueva era, y se convierten en devoradores de libros en busca de “la solución que les permita cambiar”. -La solución no hay que buscarla en el plano intelectual, sino en el emocional y comportamental-, en ser más espontáneo y menos racional y reflexivo y en trascender aquellas características de personalidad que mantienen a uno atascado en el proceso doloroso.

Y es que -Heftle-, propone en su tratamiento técnicas muy concretas, e indicaciones y prácticas muy específicas, que han dado buenos resultados en miles de pacientes. -Su tratamiento resulta prácticamente imprescindible para la mayoría de gente con -fibromialgia-, ya que hay que recordar que la fibromialgia es una forma severa de SMT, y por tanto, el tratamiento de Sarno no va a ser suficiente para una mayoría de personas-. Ahí es donde entra en juego la importancia del tratamiento de -Hueftle-, que ha conseguido curar a muchísimos pacientes para los que no funcionó el tratamiento de -Sarno-.

El hecho de que el tratamiento de -Hueftle- consiga curar al 60 % de sus pacientes y el 40 % restante no lo consiga, se debe según -Hueftle- a que dejar de generar pensamientos negativos, emociones negativas, y dejar de reprimir emociones se convierte en algo imposible de alcanzar para muchas personas-. Explica que aquellos pacientes suyos que no consiguen curarse, admiten que a pesar de toda su motivación y su esfuerzo, no consiguen dejar de funcionar con las características de pensamiento y personalidad que se explica en la lista de arriba. -Es decir, explica que en su tratamiento, curarse o no; no depende de la suerte o las probabilidades sino únicamente de uno mismo. Depende de si uno será capaz de cambiar la forma en como uno piensa, siente, dice y hace; y si será capaz de cambiar tanto él mismo su forma de ser, decidir y actuar, como su rutina de vida-.

-Hueftle-: “Los que consiguen cambiar se curan, y los que no lo consiguen no se curan“. Personalmente considero muy arriesgado hacer una afirmación así de tajante, pero simplemente reproduzco lo que -Hueftle- dice al respecto.

Afirma que si uno consigue llevar a la práctica todas sus indicaciones, curarse es solo cuestión de tiempo, aunque reconoce que -frecuentemente los propios miedos y el dolor físico que genera el hecho de padecer -fibromialgia- hacen que uno esté generando pensamientos y emociones negativas sin darse cuenta y que estas alimentan todo el proceso de la enfermedad-. -Esto crea un círculo vicioso entre dolor, emociones y pensamientos negativos, y más dolor, que gira eternamente e impide la curación de muchos pacientes-.

-Hueftle- -se ha convertido en una de las máximas autoridades mundiales en el tratamiento de la fibromialgia-.

Reflexión final:

Quizá esperabas que el tratamiento fuera algo que se te hiciera desde afuera por un médico y que tú simplemente fueras un paciente pasivo y no tuvieras que hacer nada. Por desgracia esto no funciona así para la fibromialgia. Si quieres curarte vas a tener que hacer un esfuerzo importante.

-Dejar de identificarse y de vivir con los patrones de pensamiento y personalidad que producen la gran cantidad de “tensión interna”, represión y emociones negativas que hacen que se perpetúe el proceso doloroso; implica renunciar a vivir en “piloto automático” y ser capaz de conseguir un proceso de transformación personal-. Hay que llegar a superar los patrones de pensamientos, emociones y conductas que generan tensión interna y represión emocional-

La curación se produce cuando deja de transmitirse tensión interna y represión emocional al -Sistema Nervioso Autónomo (SNA)- y el cambio se mantiene en el tiempo. El SNA por un lado, progresivamente dilata los vasos sanguíneos que había constreñido previamente. Esto permite el adecuado aporte de oxígeno y nutrientes a las células de los tejidos musculares y el dolor desaparece. -Por otro lado, el SNA progresivamente normaliza los niveles de neurotransmisores en el cerebro, y remite el cansancio, fatiga, depresión, insomnio y los demás síntomas de la fibromialgia-.

-Te animo a que abandones el rol de que eres una víctima de la fibromialgia “por mala suerte” y lo cambies por un rol en que recuperes tu poder personal y tu capacidad para sanarte-. Date cuenta de lo afortunado o afortunada que eres de haber llegado hasta aquí, de que tengas el valor y la determinación de intentar curarte.

Lo último que puedo decirte es que te motives tanto como sea necesario. Conseguir la transformación personal que requiere el tratamiento de -Hueftle- no es algo que se consiga sin esfuerzo, y la motivación es una parte muy importante del éxito en el tratamiento.

-Puedes empezar el tratamiento ahora mismo-

«  -regresar-
Fibromialgia: La mente dividida 1

Artista-illusionality