Cosas que nadie te dice sobre la Depresión


– SI NADIE TE LO DICE, AQUI LO PUEDES SABER –

Si todo el tiempo te sientes triste; sin ganas de hacer las cosas,
no es precisamente que seas flojo o floja, quizá sea más complicado
y estés pasando por una etapa de -depresión-

En realidad, la depresión es
un estado de ánimo que va más allá de la tristeza.

-Hay momentos en los que hará bajar tu autoestima
hasta diez puntos más de lo normal,
y sentirás que no eres capaz de sonreír de ninguna manera;

incluso, puedes llegar a culparte sobre todas las
cosas malas que pasan en tu vida-.

Si alguna vez te has sentido
de esta manera, revisa estos puntos y considera la
posibilidad de acercarte a un especialista:
terapeuta, psicólogo, psiquiatra.

1. Físicamente es doloroso.

Las personas que sufren una depresión pueden somatizar dolores en las articulaciones, sensaciones de dolores punzantes en el pecho, dolores de cabeza, entre otros síntomas. Cuando éstos persisten, habrá que consultar al médico para que valore las causas.

2. Pedir ayuda se vuelve una tarea difícil.

Durante la depresión sentirás que nadie se preocupa por ti y que a nadie le importas. Entre tu deseo de aislamiento y el deseo de saber qué te ocurre, puedes decirte a ti mismo que -no quieres molestar-, debes luchar contra ese instinto y pedir ayuda. Sin duda alguien podrá escucharte y juntos encontrar una solución.

3. Las personas te dicen cosas  poco útiles.

Debido a que, hasta la fecha, las personas en general tienen poca información sobre la depresión o porque ésta es errónea, es fácil escuchar: -No te deprimas-, -tienes que ser feliz-, -deberías esforzarte más en sonreír-, entre otros comentarios que te resultan poco útiles y pueden orillarte a situaciones de peligro. Antes de sentirte al límite, visita a una persona calificada en este tipo de temas para recibir el asesoramiento adecuado.

4. Tienes cambios alimenticios radicales.

Puedes oscilar entre -olvidarte de comer por un día entero- y -comer intensamente sin saciarte-. Al mismo tiempo, tu estado de ánimo puede afectar tu metabolismo y adelgazar rápidamente o engordar. Si encuentras síntomas de trastornos alimenticios junto a la tristeza y desesperación, busca ayuda médica.

5. Algunos -amigos- no te apoyarán.

-Algunos supuestos -amigos- no sabrán cómo te sientes en realidad y se alejarán poco a poco-. Los amigos que verdaderamente importan siempre se quedarán contigo y no sólo te harán preguntas sino que te brindarán el apoyo que necesites: no dudes de ello.

6. Sientes que estás perdiendo la razón.

-La depresión- es un trastorno mental que se manifiesta de diversas maneras, por ejemplo, -ataques de pánico o de angustia, pensamientos y hábitos compulsivos, fobias, tristeza profunda y cansancio, entre otras-. -Recuerda que no estas -loco- o -loca-, tienes una enfermedad que con ayuda especializada puede mejorar-.

7. Sientes mucha ira y estás molesto todo el tiempo,
incluso contigo mismo.

-La irritabilidad es un síntoma de la depresión-, que se da porque sientes que no recibes la suficiente atención. Tener mal humor es parte del proceso y no debes avergonzarte o sentirte mal por ello.

8. Las tareas diarias se sienten abrumadoras.

Algo como lavar un simple tazón que tenía cereal se sentirá como si fuera lo más complicado del mundo y comenzarás a frustrarte cada vez más. -Tómalo con calma, respira y si sientes que es algo complicado abandona la tarea por un momento-, pero inténtalo una vez más. Los procesos durante la depresión son lentos, y se avanza poco a poco.

9. Es difícil saber cuándo tu depresión esta -hablando por ti-.

-Tratar de tener pensamientos razonables, lógicos, es complicado: por tu mente pasan cosas que normalmente no pensarías; de hecho, tu mente no parará-. Reconocer la diferencia en relación con tu forma regular de pensar será un paso importante en el camino de la recuperación.

10. La depresión causa daños en tus horarios de sueño.

-No puedes dormir cuando tú quieres o como solías hacerlo-; te atacan severos insomnios y cuando por fin puedes conciliar el sueño puedes pasar horas continuas durmiendo. Una simple siesta puede dejarte noqueada.

11. Los espejos se vuelven tu peor enemigo.

-La baja autoestima es un síntoma de la depresión, por lo que mirarte al espejo puede hacerte sentir mal y no te agradara lo que ves en él-. Evitarlos mientras te sientes mejor es una buena idea, pero es muy importante que sepas que eres hermosa, que la depresión es momentánea y puede ser tratada por un especialista.

 12. Si estas deprimida puede que no sientas nada en absoluto.

-Si tienes depresión no sólo te sientes triste, también estás emocionalmente agotada-. No importa lo que los demás digan, tus emociones parecen paralizadas o en blanco, y no te permites sentir nada más. -Si estas en este punto de vacío emocional, debes ir con un médico o un terapeuta para que pueda ayudarte-.

13. Todo te parece increíblemente aburrido.

Imagina, por ejemplo, que no te interesa nada y lo único que deseas es tumbarte en el sofá, ver el televisor y comer, -aunque en realidad no lo estés disfrutando porque sientes una profunda agonía-.

Lo ideal es que trataras de distraerte. Por supuesto, esto implica realizar alguna actividad en la que descargues toda tu atención, -pero más que aburrido te sientes abatido, decaído, desanimado-. Salir de tu encierro es una prioridad.

14. Te sientes culpable todo el tiempo.

-Lo peor de sentirte deprimido es sentir que eres una persona que sólo hace sufrir a las demás personas-. Este es una conducta común en las personas que están deprimidas y no es fácil de controlar. Las terapias de conducta te pueden ayudar a identificar los pensamientos depresivos y emociones como la culpa, para así darte herramientas con las cuales combatirla.

15. Las personas pueden decir cosas con las que te sientes juzgada.

-Sí, las personas no se miden en cuanto a comentarios imprudentes la mayoría de las veces y te dirán que la depresión no es un problema -real-. No permitas que este tipo de comentarios te afecten: -la depresión no te hace una persona -menos enferma-, ni te curarás sólo haciendo un esfuerzo o -echándole ganas-.

16. La depresión puede mostrarte otra versión de la realidad.

Algunos estudios demuestran que las personas deprimidas muestran una inusual visión más real del mundo. Al mismo tiempo puedes tener pensamientos sumamente racionales,
-e ideas recurrentes sobre ser  una mala persona-.
Nada es verdad, excepto una buena terapia que te ayude a detener los efectos de la depresión.

17. No te gusta discutir con la gente sobre la persona terrible que eres.

-No te interesa discutir porque -sabes- que nunca ganarás-. Por otro lado, si alguien te hace un cumplido o un comentario alentador dirás que no es verdad y te sentirás igual o peor que al inicio de la discusión.

18. Tus sueños se vuelven extraños.

Algunos estudios dicen que a medida que las etapas de la depresión avanzan, el contenido y la calidad del sueño se ven alterados.

19. No eres capaz de ver con claridad lo que el futuro tiene para ti.

La depresión ataca y disminuye, tu capacidad de esperanza sobre las cosas buenas que pueden venir en el futuro. -Sientes que las cosas no van a mejorar y tus pensamientos son negativos, atemorizantes, desmoralizadores-.

Si te sientes así, por favor busca a ayuda médica o habla con un amigo al que le tengas mucha confianza. Lo importante es desechar todas esas ideas erróneas.

20. Te sentirás muy torpe al integrarte
a la sociedad después de una temporada de depresión.

Puede que pase un buen tiempo antes de sentirte cómoda al estar alrededor de las personas de nuevo, pero todo tiene su tiempo y lentamente te sentirás bien contigo misma al convivir con distintas personas.

21. La depresión te hará sentir que estás sola, pero no lo estás.

-Si crees que pasas por una depresión, infórmate y busca ayuda: no te encierres en ti misma; acércate a una persona con la que te sientas cómoda y tengas mucha confianza-. Definitivamente no estás sola y siempre tendrás personas a tu alrededor que te quieren y lucharán junto a ti para verte feliz.

Por último recuerda:

-LA DEPRESIÓN, ES UNA ENFERMEDAD-

No eres -TONTA-

No eres -MALA-

No eres -CULPABLE- y

No te estás volviendo -LOCA-

Artista-Camila do Rosario

Busque ayuda inmediatamente si:
Se siente abrumado.

Está pensando en hacerse daño o en dañar a otra persona.
Es incapaz de controlar su comportamiento.
Tiene otros síntomas muy angustiantes de trastorno
de estrés postraumático.

EN CASO NECESARIO:
Llame a su médico.
Llame al 911 para servicios de emergencia
 o vaya
a la sala de emergencias más cercana.

SAPTEL “Sistema Nacional de Apoyo, Consejo 
Psicológico
e Intervención en Crisis por Teléfono”

(Cruz Roja Mexicana– 24 Hrs.) sin costo
Tel.- 52-59-81-21   –
01-800-472-78-35
saptel@prodigy.net.mx

http://www.saptel.org.mx/